Trabajadores salieron a la calle para protestar por el cierre del Inafci

Andrea Hirschfeld, una de las profesionales del organismo, repasó el trabajo de más de 30 años que llevaron adelante desde la creación del Programa Social Agropecuario (PSA), el embrión de lo que hoy es el Instituto Nacional de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena.

“El objetivo siempre fue acompañar a los pequeños productores y asistirlos para que pudieran mejorar su producción y sus condiciones de vida”, manifestó Andrea Hirschfeld.

Un grupo de profesionales y trabajadores del Instituto Nacional de Agricultura Familiar, Campesina e Indígena (Inafci) se manifestó este viernes –en calle España casi Pellegrini, en la vereda de la sede del organismo en Paraná– para protestar contra la decisión del presidente Javier Milei de cerrar el organismo, cuyo objetivo es, básicamente, la asistencia de los pequeños productores familiares, en su mayoría minifundistas.

Se trata de una repartición que nació hace más de 30 años, en 1993, bajo el nombre de Programa Social Agropecuario (PSA), durante la primera administración del presidente Carlos Menem.

Andrea Hirschfeld, una de las profesionales que quedará cesante este 31 de marzo, en diálogo con el móvil de Radio Costa Paraná en el programa Malos Perdedores, que conducen Ezequiel Flesler y Florencia Gómez, explicó que comenzó a colaborar con el PSA en 1993, y, por eso, conoce todo el trabajo realizado por el ahora Inafci. “Empecé a trabajar cuando todavía cursaba el último año de la carrera de Trabajo Social y luego fui incorporada al equipo técnico del PSA y ahí comenzamos a transitar todos los poblados y las zonas rurales de Entre Ríos”, contó, y remarcó que “le dimos un perfil muy humano” al trabajo dado que el objetivo fue, a través de la producción, dignificar el trabajo de los pequeños productores”.

“Nosotros llegamos a acompañarlos, a proponerles mejorar la producción y sus condiciones de vida para que pudieran quedarse en el campo, en su lugar, en su arraigo”, subrayó.

Hirschfeld, asimismo, informó que “en la provincia somos 36 técnicos y a nivel nacional se habla de un total de 964 y la idea (del Gobierno) es reducir a una dirección con sólo 64 empleados, con lo cual perdemos toda la territorialidad, todo el interior del país queda completamente desamparado porque el número de 64 será, no sé, una oficina en Buenos Aires donde lo que ven son papeles, expedientes, pero no conocen jamás a la gente en su lugar, en su arraigo, que es lo que nosotros hacemos”.

La profesional recordó que desde el comienzo mismo del PSA, los técnicos recorrían el territorio provincial, se reunían en las escuelas rurales con los pequeños productores para pensar soluciones a sus problemas, vincularse, realizar un diagnóstico de su situación y elaborar proyectos que los ayudaran a permanecer en el campo. Era la época en que la soja y otros cultivos extensivos comenzaban a ganar hectáreas”.

Hirschfeld, por último, enfatizó en que los técnicos del hoy Inafci tuvieron siempre con el Estado una vinculación laboral a través de contratos.

Fuente: Código Campo

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email
Print
Scroll al inicio

Suscribite

Recibí en tu correo nuestro newsletter semanal de noticias.

Verificado por MonsterInsights