Marolio proyecta introducirse en el mercado de la carne

Con una gran hacienda ganadera en Mendoza, compuesta por un feedlot y una cabaña Angus, la firma perteneciente a Víctor Fera, quien es también titular de Maxiconsumo y la marca Molto, tiene proyecciones de introducirse en el mercado de venta directa de carne.

“Nuestra historia productiva arranca en el núcleo de la familia. Al principio, íbamos con mi papá y mis hermanos a buscar precios a un mayorista para revender en nuestro almacén. Un día compramos una marca, luego adquirimos el mayorista y, un tiempo después, decidimos producir el alimento”, cuenta Víctor Fera.

Los Fera, una familia inmigrante italiana, empezaron trabajando en su propio almacén en Laferrere. En 1985 compraron una marca que ya existía en el mercado: Marolio. Poco tiempo después crearon Maxiconsumo y se dedicaron a la venta mayorista, lo que los obligó a pensar en el desarrollo que hoy los encuentra con cuatro plantas industriales de tomate, fideos, vinagres y arroz en distintos puntos del país.

Desde la provincia en la que industrializan tomates, la empresa familiar llegó a la producción primaria. Poseen dos fincas en Costa de Araujo, en el departamento de Lavalle, provincia de Mendoza. Ahí producen unas 1.500 hectáreas de tomate. Sin embargo, ante la necesidad de rotar los cultivos, empezaron a sembrar verdeos. “Y teníamos que aprovecharlos. Por eso en 2019 compramos hacienda para engorde y hoy tenemos un feedlot con unas 4.000 cabezas, además de criar Angus”, relata el empresario.

Las distancias a la finca y las dificultades para encontrar contratistas que hicieran el picado en tiempo y forma para abastecer de alimento a la hacienda los impulsó a comprar su primera picadora de forrajes. “La persona que nos vende los tractores en Mendoza nos advirtió que si queríamos una picadora tenía que ser Claas, así hicimos nuestro primer contacto y terminamos comprando una Jaguar 940 de la nueva serie 502 hace poco menos de un mes”, expresó Fera en su visita al stand de la empresa de maquinarias en la rural de Palermo.

La apuesta a producir carne y la idea de la carne propia en góndola
Fera comentó que la empresa planea seguir creciendo: el feedlot de 4.000 cabezas buscará llegar a las 6.000 el próximo año; la cabaña Angus que hoy trabaja con unos 1.000 animales proyecta alcanzar los 3.000 en el nuevo ciclo; y la producción de pasto y tomate que hoy ronda las 1.500 hectáreas estiman que crecerá en otras 500 para el 2023.

Víctor Fera, titular de Marolio, Maxiconsumo y Molto, expresó que analiza introducirse en la venta de carne

El manejo de estas cifras de ganado invita a la posibilidad de ampliar la cadena de valor y agregar la venta de carne en el comercio de manera directa. Frente a esta idea, el empresario planteó que “es un plan de la empresa que resta ver si se puede concretar. Pero, si pasara, las Angus coloradas serían marca Molto y las Angus negras se venderían con marca Marolio. De todas formas, es un paso que no se da de un día para el otro”, dijo.

Para Fera, el gran salto y el paso a la producción primaria se pudo dar gracias a que la suya es una empresa familiar, a la que comienza a sumar la cuarta generación: “Tengo 7 hijos y sobrinos que se encargan de la mayoría de los negocios y, a mis 69 años de edad elijo estar mucho más cerca de este tipo de emprendimientos que me entretienen y me plantean desafíos”.

“En el grupo Marolio, Molto y Maxiconsumo somos 3.500 personas trabajando. Todos somos importantes, desde el que hace un pozo con una pala hasta el que repone las góndolas. Me siento muy orgulloso de mi familia, de los socios y del personal que trabaja en la empresa”, relata el empresario que en dos generaciones pasó de tener un almacén a producir alimentos y llevarlos hasta el último eslabón de la cadena.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on print
Print
Ir arriba

Noticias en tu email

Suscribite gratis a nuestro boletín informativo semanal de noticias agropecuarias.