¿Cómo demostrar una alimentación animal sostenible en la producción ganadera?

Las personas interpretan la sostenibilidad de diferentes maneras, por ello, este tema puede generar imprecisiones y divisiones a la hora de abordarlo. A diferencia de otras industrias, el sector agroalimentario tiene la ventaja única de ofrecer soluciones en lo que respecta a reducir las emisiones y apoyar la biodiversidad en nuestros propios entornos.

La alimentación animal es clave para una producción de ganado de leche y de carne rentable y eficiente. Por lo tanto, los productores de alimento balanceado tienen un papel crucial en la forma en que reducen su impacto ambiental –asociado con el sistema alimentario–.   

Fortalecer los eslabones de nuestra cadena de suministro

El Covid-19 ha hecho que se ponga en relieve la necesidad de contar con sistemas alimentarios resilientes. Por lo que tenemos que tener en cuenta que la capacidad de producción de alimento balanceado está directamente relacionada con la cantidad de alimentos disponibles para el consumo humano y, de hecho, con la seguridad alimentaria en general. En este sentido, la experiencia de Alltech en 128 países nos muestra que una cadena de suministro de alimento balanceado sostenible y eficiente, es importante tanto para la producción animal a pequeña escala, como para algunas de las integraciones más grandes del mundo.

Un reto creciente para la industria de la alimentación animal es la disputa por las fuentes alimentarias que también están destinadas para el consumo humano. Esto representa un desafío a la inclusión de aditivos para mejorar la eficiencia del rumen y a la búsqueda de ingredientes que solo los rumiantes pueden utilizar. La alimentación animal sostenible ya se está poniendo en práctica y un ejemplo único es la red de 8 laboratorios Alltech IFM™  (modelo de fermentación in vitro, por sus siglas en inglés) en todo el mundo. A través de esta tecnología se puede determinar con mayor precisión la eficiencia de la dieta y las posibilidades para reducir las emisiones y mejorar la rentabilidad de los productores.

¿Cómo se puede verificar una alimentación sostenible?

Ya no basta solo con afirmar que se cuenta con un sistema de producción animal o con una dieta que tienen una baja huella de carbono. Ahora esto debe estar respaldado por datos repetibles, medibles y verificables. Por lo que la división de Alltech dedicada a prestar asesorías ambientales para mejorar la eficiencia, la rentabilidad y la sostenibilidad de diversos clientes –Alltech E-CO2– ha desarrollado el modelo Feeds EA™; que ayuda a los fabricantes de alimento balanceado y a los ganaderos de todo el mundo a medir y reducir la huella de carbono de sus raciones.

Feeds EA™ mide el impacto ambiental de la producción de alimento balanceado en las plantas de fabricación, mediante la evaluación de los efectos que los distintos ingredientes o mezclas tienen. Esto se determina a través del cálculo de las emisiones de gases de efecto invernadero provenientes de la producción, cultivo, procesamiento, energía utilizada y transporte; que acontecen durante la elaboración del alimento balanceado. Feeds EA™ puede calcular estas emisiones desde una base de datos de más de 300 ingredientes (entre ellos: materias primas, productos derivados de la soya, subproductos o aditivos).

Asimismo, al reducir el desperdicio de alimentos a través de propuestas como la agricultura circular, nuestra industria puede confiar en la capacidad de nuestros sistemas de producción de alimentos para adoptar una utilización más eficiente de los recursos. Esto se observa en prácticas como la suplementación con subproductos para los rumiantes o en cerrar los ciclos de los nutrientes. Al reducir la pérdida y el desperdicio de alimentos en nuestros sistemas de producción animal –de manera verificable– podemos seguir promoviendo con sustento las soluciones sostenibles que ofrece nuestro sector para mitigar el cambio climático.

Reducir los residuos

En los últimos metaanálisis de ganado de leche (Salami  et al., 2021) y de ganado de carne (Salami  et al., 2020), realizados por Alltech, se ha demostrado que la agricultura de precisión y su aplicación a la nutrición animal reduce el impacto ambiental; gracias a una mejor utilización de nitrógeno en los sistemas de producción de rumiantes.

Así, la inclusión de Optigen® en las dietas del ganado de leche ha demostrado que:

  • Optimiza la eficiencia en la utilización de nitrógeno en un 4%, debido a una mayor captura de nitrógeno en el rumen.
  • De esta manera se reduce la excreción de nitrógeno en las heces de 12 a 13 g de nitrógeno/vaca/día.

Este dato indica, por ejemplo, que una suplementación con Optigen® podría reducir la excreción anual de nitrógeno en las heces de todas las vacas lecheras de los Estados Unidos en un promedio de 51 509 toneladas métricas de nitrógeno, en función de su producción anual de leche.

En resumen, este enfoque busca proporcionar “la cantidad adecuada de nitrógeno, en el momento preciso y en el lugar correcto”; para ayudar a reducir los residuos de las lecherías. Los resultados de este metaanálisis de ganado de leche también mostraron que la inclusión de Optigen® en las dietas de estos animales, dio como resultado una disminución de las emisiones de dióxido de carbono de alrededor 54 g de CO2-eq/kg de leche. Si esto lo extrapolamos a la producción anual de leche de toda Alemania, por ejemplo, sería equivalente a una reducción de las emisiones de carbono de 1.8 millones de toneladas métricas de CO2-eq. Esta disminución de CO₂ representa el 16% de la meta total de reducción que el gobierno alemán se ha puesto para el año 2030 en el ítem de agricultura.

Un análisis de simulación –basado en los resultados de este metaanálisis– indicó que suministrar Optigen® a 1 000 vacas lecheras podría:

Aumentar los ingresos sobre los costos de alimentación en US$ 18 000.

Reducir la huella de carbono del rebaño en 647 toneladas métricas de CO2-eq. Esta reducción de las emisiones de CO2 equivale a que haya 424 automóviles menos en las calles y al consumo de electricidad de 436 casas.

Por otro lado, el metaanálisis de ganado de carne destacó cómo el reemplazo parcial de la proteína vegetal por Optigen® dio como resultado una mejora consistente en la ganancia de peso vivo y en la eficiencia alimenticia. Entre los muchos efectos positivos se observó una ganancia de peso vivo promedio mayor (8%) y una mejor eficiencia de la alimentación (8%) –con la inclusión de ensilaje de maíz, lo que potencia los efectos de Optigen®–.

Un análisis de simulación –basado en estos beneficios– indicó que suministrar Optigen® a 1 000 cabezas de ganado para ganar 200 kilos hizo que:

Se redujera el tiempo para sacrificio en 9 días.

Se disminuyeran los costos de alimentación en US$ 18 000.

La huella de carbono de mil cabezas de ganado de carne se redujera en 111.5 toneladas de CO2-eq. Esta reducción de las emisiones de CO2 equivale a que haya 73 automóviles menos en las calles y al consumo de electricidad de 75 casas.

La sostenibilidad no tiene que tener un costo

Mitigar el impacto ambiental de la alimentación animal no supone una reducción de los ingresos para los actores involucrados en el sistema alimentario. Desde las lecherías en los Estados Unidos hasta los 300 millones de vacas lecheras repartidas principalmente en pequeñas explotaciones de la India, Alltech conoce de primera mano cómo las soluciones sostenibles se han convertido en un aspecto “no negociable” en la nutrición animal.

Como es lógico, una producción rentable marca esta perspectiva –y dado que la alimentación animal representa, por lo general, el costo variable más importante en la producción animal; existe también la responsabilidad empresarial de garantizar que mitiguemos la pérdida y el desperdicio de los alimentos–.

La fabricación del alimento balanceado ha sido humildemente la base del sistema alimentario que ha permitido el crecimiento de la población mundial en los últimos 150 años. Ha llegado el momento de reconocer esta contribución única –que también involucra buscar e implantar tecnologías que reduzcan el impacto ambiental de los alimentos de origen animal y apoyan la economía circular–.

Teniendo en cuenta que los esfuerzos de sostenibilidad deben comprender tanto lo ambiental como lo económico, lo invitamos a leer también nuestro artículo relacionado “6 consejos para ajustar el suministro de proteína en la producción de ganado bovino”.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on print
Print
Ir arriba

Noticias en tu email

Suscribite gratis a nuestro boletín informativo semanal de noticias agropecuarias.